Dentro del amplio conjunto de rincones turísticos que posee la provincia de Alicante, has tomado la decisión de elegir Villajoyosa para disfrutar de tus próximas vacaciones. En ese caso, debes saber que una estupenda alternativa para hacerlo plenamente es que alquiles un coche. Es más una opción realmente interesante es que procedas a llevar a cabo una ruta por Villajoyosa en un Fiat Panda.

En nuestra empresa, Fine rent a car, te damos la oportunidad de que procedas a alquilar ese vehículo que tiene todo lo necesario para que cuentes con un trayecto perfecto. Y es que dispone de un equipamiento que facilita la conducción, que otorga seguridad y que da comodidad. Eso sin pasar por alto que es económico, tanto en cuanto a coste de alquiler como en gasto de combustible, y que tienes unas dimensiones que contribuirán a facilitar el encontrarle una plaza de aparcamiento.

Una vez con ese vehículo, deberás llevar a cabo la citada ruta en la que no debes pasar por alto el conocer estos rincones:

  • El Conjunto Histórico-Artístico de La Vila, que se encuentra conformado por algunos de los enclaves más valiosos de Villajoyosa como son sus murallas renacentistas o su casco antiguo, entre otros.

  • La Torre de Sant Josep, que es un monumento funerario que data del siglo II.

  • La Torre del Aguiló, una fortaleza que se levantó en el siglo XVI para defender la ciudad de la piratería.

  • El santuario íbero y romano de la Madalleta.

  • El Museo del Chocolate, que es un lugar especialmente interesante para los apasionados de ese producto. En concreto, el visitante conocerá no solo la historia de aquel sino también sus procesos de elaboración y el papel tan importante que juega en esta urbe alicantina.

  • Sin lugar a dudas, en esta ruta en Fiat Panda por Villajoyosa tampoco hay que olvidarse de las hermosas playas del lugar. Entre las más significativas están las de La Caleta, la Playa Estudiantes, El Bol Nou, la Playa del Tío Roig o el Racó del Conill. En esta última se practica nudismo.

  • Las termas públicas monumentales de Allon, construidas entre el 85 y el 110 d.C.

Por supuesto, también puedes aprovechar el disponer de ese vehículo para poder acudir a algunos de los mejores restaurantes de la urbe. En esos te recomendamos que apuestes por degustar platos y productos típicos como la paella vilera, la borreta de melva o el arroz con judías al horno.